USO Y MANTENIMIENTO DE UNA CUBIERTA

Como ya he comentado en este foro, y suelo repetir hasta la saciedad, mucho han evolucionado las cubiertas de los edificios que se diseñan desde que apareciera el primer elemento de cobertura diseñado como tal. Desde aquellas primarias construcciones, donde la cubierta simplemente ofrecía su función más esencial, que es la del resguardo frente a las inclemencias, hasta los actuales edificios en los que nos encontramos que hay que colocar elementos de eficiencia energética, conferir aislamiento térmico y acústico y todo ello cuidando cada vez más, la estética dentro del conjunto del edificio..


Sería pues poco lógico, no intentar adaptar las nuevas cubiertas a los nuevos tiempos en los que vivimos, ya que, aunque se suele dar por hecho, la estanqueidad del edificio, el resguardo frente a las inclemencias, sigue dependiendo en un 90% del correcto funcionamiento de la cobertura, y os aseguro que el agua no deja de entrar por mucho que se de por hecho.
En el 90% de los casos, se suelen colocar diferentes elementos en las cubiertas que son ajenos a su funcionalidad, como ejemplo más común tenemos los paneles solares y los aparatos de refrigeración. Pues bien, por mucho que diga quien lo diga, por favor, tengamos en cuenta que una cubierta es NO TRANSITABLE, hasta que no le dotemos de un camino para un uso o tránsito.
Porque es bastante habitual dar por hecho que un panel sándwich, una chapa o una teja se puede pisar sin que haya ningún riesgo para la funcionalidad del conjunto de la cubierta.
Porque no es lo mismo que una cubierta se pise para uso y mantenimiento propio que para uso y mantenimiento de otros elementos.
Porque no es lo mismo (y en muchas ocasiones ni parecido) que esa cubierta sea “pisada” por un profesional acostumbrado a andar, que por un antenista, electricista o personal de mantenimiento en general.
Porque el correcto funcionamiento de una cubierta depende de puntos, encuentros y sellados que son tan delicados como vitales y que bajo ningún concepto se pueden tocar o manipular por personal no cualificado.
Porque muchas veces se nos olvida que una cubierta está justo en la parte más alta de un edificio y que allí un fallo humano puede ser fatal. Muchos han sido los accidentes mortales de personal no cualificado por pisar donde no debían.
Por lo tanto, y para evitar futuros problemas, cuando se diseñe una cubierta, aconsejo que se prevea:

1. Caminos de paso que eviten transitar directamente sobre los elementos de cobertura.
2. Realizar un control de todo el personal que accede a la cubierta.
3. Dotar a dicho personal de nociones básicas de seguridad para trabajos en altura.
4. Dotar al conjunto de la cubierta de las medidas de seguridad mínimas para que reducir en lo posible los riesgos por caídas a distinto nivel (barandillas perimetrales, líneas de vida, etc)
5. Dotar de un programa de mantenimiento a la cubierta. No solo necesitan mantenimiento las placas solares, también las chapas, canalones, tejas y remates necesitan de un repaso más o menos programado

Puedes seguir los comentarios de esta entrada con un gestor RSS 2.0.
Puedes dejar un comentario, o realizar un trackback desde tu propia página.
2 comentarios
  1. Totalmente de acuerdo, pero convendras conmigo que si los claculos estructurales se realizan en funcion a toda la casuistica posterior de mantenimiento, instalaciones etc., no tendria porque haber problemas.

  2. Me alegro que realices este comentario. Pero no es lo mismo el calculo estructural que la estanqueidad de una cubierta. Un panel sándwich, por ejemplo, es perfectamente portante ante elementos externos pero no tiene por qué garantizar la estanqueidad ante el uso y/o manteniemiento de los mismos. Solo me refería a eso. Saludos

Deja un comentario

XHTML: Se pueden usar las siguientes etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>