Cómo identificar el acero corten.

En alguna ocasión nos han llegado consultas de clientes que tienen en su vivienda algún elemento de acero corten que desde su instalación, o con el paso del tiempo, les ha aparecido alguna mancha o irregularidades en el aspecto del acero que les hace pensar en que si el material que se empleó fue el que compraron.

Acero corten detalle

A priori lo único que tenemos y en lo que hemos de confiar es en la ficha técnica del producto que adquirimos, en lo que el fabricante identifica la colada de acero que ha elaborado y detalla su composición química exacta. De lo contario habría que recurrir a otro tipo de análisis, pruebas o ensayos.

En realidad hay diversos métodos para identificar determinados tipos de acero e incluso en acero corten, saber su composición (contenido en níquel, cromo y cobre) que es lo que determina sus características. Algunos de estos métodos son sencillos como por ejemplos las pruebas magnéticas (el acero inoxidable carece de esta propiedad y no se verá afectado por la proximidad de un imán), otros métodos no destructivos como el análisis espectroscópico del material, o ensayos químicos en los que determine la composición exacta del acero.

En nuestro caso, para saber si un acero es corten, la prueba magnética no nos aportará nada debido a que este material tiene esta propiedad al igual que un acero al carbono y se verá afectado al someterlo a un campo magnético, y realizar los otros tipos de ensayos como químicos o espectroscópicos resultará muy costoso para el fin que se pretende.

Por otro lado, la aplicación de los productos químicos empleados normalmente en el tratamiento del acero corten tales como activadores de oxidación, tampoco nos aportará datos acerca de la composición del metal, ya que todos los metales que contengan hierro como elemento principal en su composición oxidarán rápidamente sin poder distinguir uno de otro.

El único método viable para identificar qué tipo de material tenemos instalado será el paso del tiempo dado que la característica del acero corten es que la pátina de metal oxidado que se forma le sirve para proteger su interior tanto de la humedad como de los agentes atmosféricos, evitando que la oxidación continúe su proceso y penetre a través de todo su espesor.

En caso de que nuestro metal sea acero al carbono, a pesar de aplicar los baños de paro que se usan en los tratamientos de acero corten, la única forma de evitar que la oxidación continúe será aislar de la intemperie el metal, bien sea a través de barnices transparentes, lacados al horno o mediante esmaltes como se trata cualquier elemento de este material.

Si dejamos que un metal no patinable siga siendo afectado por el ambiente exterior, la oxidación seguirá penetrando hacia el interior de la pieza y se irán desprendiendo capas de óxido hasta destruir el material.

En resumen, si en nuestro acero corten observamos que la capa exterior de óxido va formando escamas que podemos desprender fácilmente con la uña, será más que probable que no se trate de este material, sino de algún tipo de acero al carbono. Esta oxidación se incrementará más en las zonas de material empotradas tales como muros o zonas en contacto con el terreno como pilares, dado que la humedad en estas zonas quedará más retenida y  por tanto la oxidación será mayor.

Acero corten oxidación

(Visited 39 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *